Cinco señales de que los Sanfermines están al llegar

Ayuntamiento de Pamplona con vallado del encierro

Así como los días soleados y de temperaturas suaves nos anuncian la llegada del verano, hay indicios que cualquier habitante de Pamplona y la cuenca de Pamplona perciben, pero que son desconocidos para los foráneos, y que son señales evidentes de que los Sanfermines están a la vuelta de la esquina.

  1. Elección del cartel de San Fermín. Allá por abril. Cartel que no gusta a la mayoría, pero que ha sido elegido por los empadronados en Pamplona en votación popular de entre los ocho carteles que un jurado profesional ha seleccionado. El gran misterio es la selección de los carteles finalistas, que nunca está exenta de polémica, ya que los gustos de los expertos no suelen coincidir con los de la ciudadanía. Puedes opinar por ti mismo viendo los carteles finalistas de los tres últimos años.

Carteles finalistas San Fermín 2016

Carteles finalistas San Fermín 2015 

Carteles finalistas San Fermín 2014

  1. Tómbola de Cáritas. Hacia final de mayo hay un día en el que te topas en el Paseo Sarasate, también conocido por los lugareños como Paseo Valencia, con una estructura metálica de la que cuelgan bicicletas, balones y otros artículos varios que puedes ganar comprando un boleto que cuesta 0,80€. Esta tradición viene de lejos, de 1945, y se ha mantenido, sin duda alguna, por la gran labor que realizan los voluntarios, que a lo largo del año trabajan en su organización y que cuando se abre al público venden los boletos, reparten los premios, reponen los estantes… Como es sabido, Cáritas dedica los beneficios de la tómbola a proyectos sociales. Aquí va un poquito más de información sobre la historia de la tómbola de Pamplona.
  2. El vallado del encierro. Surge poco a poco, como los perretxikos tras las lluvias de primavera. A lo largo de junio operarios de la carpintería Hermanos Aldaz, de Puente la Reina, comienzan con el montaje de vallado. Empiezan por los lugares que causan menos trastorno al tráfico, como el callejón de la Plaza de Toros y la calle Bajada del Portal Nuevo, que comunica los corrales de Santo Domingo con los Corralillos del gas. Nombre un tanto extraño para el corral que albergará a los toros que se lidiarán en las fiestas de San Fermín. Su origen está en una antigua fábrica de gas que allí se ubicaba y que proporcionaba suministro al alumbrado público y a las viviendas particulares de la Rochapea.
  3. La tensión arterial sube en las empresas. Todo el mundo está nervioso. Los jefes se vuelven exigentes y su paciencia, si es que alguna vez la tuvieron, desaparece. Hay que concluir los informes, cerrar reuniones, presentar las propuestas. Parece que llega el fin del mundo y queremos que nos pille con todos los deberes hechos. No se puede dejar nada para julio. Como mucho se admite retrasar alguna tarea a los primeros días de julio, pero no más allá. Las fábricas y muchos otros negocios tienen planificadas sus vacaciones en julio, y no en agosto, como ocurre en el resto de España.
  4. Escaparates de tiendas y almuerzo de San Fermín. Son sinónimos de agobios de última hora, salvo que seas una persona previsora. Los escaparates de las tiendas con los maniquíes vestidos en blanco y rojo te recuerdan que tienes que buscar tu ropa sanferminera, probarte los pantalones, no vaya a ser que misteriosamente hayan encogido, comprobar que no tienen manchas amarillas de esas que salen en la ropa blanca o huellas de vino que resistieron al jabón de trozo y la lejía. También es imprescindible localizar el blusón o la sudadera. ¡Qué raros son esos amaneceres en San Fermín donde la chaquetica está de más! ¿Y qué decir de los almuerzos? Te ha pillado el toro si llegado final de junio nadie de tu cuadrilla se ha encargado de reservar el almuerzo del 6 de julio. Lo tienes casi imposible. Salvo que no te importe almorzar fuera del Casco Viejo de Pamplona. Aunque más angustioso puede convertirse enterarte de que finalmente sí te dan fiesta el 6 y que donde almuerza tu cuadrilla no se cumple la norma de “donde caben nueve, caben diez”.

Más fotos de la transformación de Pamplona antes de San Fermín en pinterest.

Comentarios

Deja un comentario